Mi viaje por Perú (III), el Valle Sagrado de los Incas y Machu Picchu

El miércoles tras salir de Cuzco visitamos el refugio de animales de Cochahuasi, después visitamos Pisac y comimos en un restaurante junto al río Urubamba
Cochahuasi
Cochahuasi

Pisac
Pisac

A la tarde visitamos Ollantaytambo. Después nos dirigimos hacia el Hotel San Agustín la Recoleta (un antiguo convento de monjes agustinos) para cenar y pasar la noche.

Ollantaytambo
Ollantaytambo

Al día siguiente fuimos hasta la estación de Ollantaytambo para coger el tren hasta Aguas Calientes, el pueblo a los pies de la montaña del Machu Picchu.

Tren a Machu Picchu
Tren a Machu Picchu

Al llegar a Aguas Calientes esperamos una hora para salir con un grupo hacia el Machu Picchu. Por la mañana hicimos una visita guiada por la ciudadela, al mediodía salimos del recinto para comer y después volvimos a entrar para volver a verlo pero sin guía. Cuando ya estaban cerrando cogimos un bus para volver a Aguas Calientes.

Machu Picchu
Machu Picchu

Machu Picchu
Templo del Sol, Machu Picchu

Machu Picchu
Plaza Sagrada, Machu Picchu

Machu Picchu
Intihuatana, reloj solar


Al volver a Aguas Calientes dimos un paseo por el pueblo, echamos un vistazo por las supuestas aguas termales pero el color del agua no nos dio mucha confianza. Antes de cenar nos dieron un masaje.

El viernes dimos otro paseo por el pueblo y dimos una caminata por el recinto natural del Hotel Inkaterra donde encontramos muchas variedades de hortensias y plantas, además de diferentes especies de aves. Comimos en el Café Inkaterra y cogimos el tren a Ollanta donde nos esperaba un bus para llevarnos al hotel de Cuzco desde dónde al día siguiente saldríamos hacia Puno y el Lago Titicaca.

Paseo por la naturaleza
Caminata por la naturaleza

Paseo por la naturaleza
Caminata por la naturaleza

Causa
Causa

¿Qué opinas de este post? Por favor, deja tu opinión mediante un comentario y si te gusta te agradecería que le dieses difusión en Facebook, Twitter o Google+

4 comentarios:

carlos javier nuñez vazquez dijo...

Si señor, por fin el Machu Pichu... debe ser una experiencia inolvidable. Y de premio un masajito... jajaja

Jorge Juan Morante dijo...

Sí, lo es, aunque con el esfuerzo que hay que hacer por la altura a la que se encuentra y el tamaño de los escalones es, sin lugar a dudas, una experiencia inolvidable.

Ana Laura dijo...

Me lei cada detalle de la entrada porque el sitios es fascinante.
Me sorprendio algo que hicieras tren de Aguas Calientes a Ollataytambo y no hasta Cusco.
¿No llega mas el tren a Cusco?
La ultima vez que estuve fue en 2001... y me entere que quitaron el helicoptero y ahora tambien el tren a Cusco ?

Muy buen relato.

Jorge Juan Morante dijo...

Gracias.
Sí, el tren hasta Cuzco sigue, pero la Agencia local nos lo organizo así, pero quizás sea para darle trabajo a sus conductores.

Saludos,

Jorge Juan